lunes, 26 de septiembre de 2011

En La Grita Liceo Militar Jáuregui


En el seno de la montaña andina

Bajo el manto de la divina providencia y lleno de clima de las altas montañas, nació y está lleno de historia el Liceo Militar Jáuregui, recinto educativo que hoy lunes 26 de septiembre está arribando a 59 años, sembrando el futuro, lleno de valores en muchos venezolanos.
Esta ilustre casa de estudios la inauguró un día como hoy por el fallecido General de División del Ejército, Marcos Evangelista Pérez Jiménez, en la parte alta de La Grita, mejor conocida como la Ciudad del Espíritu Santo, donde convergen muchos feligreses de todos los rincones de La Patria de Bolívar.
Son muchos los hombres de bien de la vida civil y militar que hicieron vida y que por muchas razones aprendieron el arte del orden, la disciplina, responsabilidad, y por ende, la puntualidad; razones de peso que hoy día, un gran número de políticos, profesionales de las distintas ramas del saber y público en general, se despojaron de estas virtudes.
El Liceo Militar Jáuregui que lleva el nombre del fallecido Teniente Coronel, José Lorenzo Risso Aponte, está en manos del Coronel del (EBV), José María Ruíz Blanco, ha venido realizando una gran labor, no sólo en la institución castrense, sino en la ciudad Atenas del Táchira.
Las clases en el Liceo Militar Jáuregui comienzan el próximo lunes 3 de octubre, donde se tiene previsto una misa de campaña, a las 7:00 de la mañana, en el patio central de la institución, recibimiento de los alumnos; mientras que el viernes 7 de octubre, a las 9:00 am, se tiene previsto el acto de investidura de los nuevos alumnos que ingresan a esta casa de estudios. La celebración de la fecha aniversario está prevista para mediados del venidero mes de octubre.
Se pudo conocer, que se eliminó el internado en los primeros años, es decir, los nuevos ingresos debido a la irresponsabilidad de muchos padres y representantes, especialmente, del interior del país, quienes creen que el Liceo Militar Jáuregui es una guardería, preescolar o deposito de chicos, donde luego se olvidan de sus hijos, llegando al colmo de que hasta en temporada de vacaciones los tienen allí como cualquier objeto.
Esta tamaña irresponsabilidad ocurre con muchos padres y representantes profesionales, otros divorciados, parejas separadas, núcleos familiares con problemas ajenos a la institución, pero que los únicos paganos son nuestros hijos que un buen día los trajimos al mundo a pasar necesidades.
Se está dando el caso que en las personas que alquilan residencias para los estudiantes semi internos deben hasta más de un año de alquiler, otros se han graduado y se van sin pagar, de allí que “pagan justos por pecadores”. Y hoy día los dueños de las residencia cobran el costo del alquiler con seis meses de anticipación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada